//RUTA DEL TEMAZCAL, UNA EXPERIENCIA QUE TENDRÁ QUE ESPERAR

RUTA DEL TEMAZCAL, UNA EXPERIENCIA QUE TENDRÁ QUE ESPERAR

Aunque aún no dan luz verde para reactivar algunas actividades turísticas en el Pueblo Mágico de Parras de la Fuente, algunos prestadores de servicio se preparan para preparar sus protocolos sanitarios con sus rutas y servicios, como la del Temazcal, para estar listos cuando se autorice la reactivación de actividades.

De acuerdo a la Oficina de Convenciones y Visitantes de Parras se indicó que la operación de temazcales no es algo nuevo en la zona, ya que en muchas casas se contaba con uno de ellos. Sin embargo, se realizó una investigación y se registraron los negocios dedicados a esta actividad en la zona.

Las cifras que se tiene es la operación de 6 de ellos, tanto en hoteles, spa y los que son privados en viviendas, por lo que en 2020 decidieron promocionarlos a través de la Ruta del Temazcal.

La propuesta del producto turístico de este Pueblo Mágico para atraer personas que deseen tener la experiencia de este ritual ancestral, quienes buscan relajarse, pero también les interesan los masajes y las mascarillas.

Se define el temazcal como un baño de vapor utilizado en Mesoamérica con fines higiénicos, rituales, terapéuticos y espirituales. La palabra temazcal proviene de la palabra náhuatl “temazcalli”, (temaz-sudor, calli-casa); su traducción literal sería “casa de sudor”.

Un dato importante es que las altas temperaturas que se registran, de 40 a 50 grados centígrados, al interior del temazcal permite al cuerpo liberarse de toxinas y virus, ya que se usan diversas plantas, mismas que son inhaladas a través del vapor del agua caliente.

Se destacó que esta ruta es muy nueva y apenas comenzaba a promoverse antes de la pandemia, por lo que esperarán nueva fecha para su reapertura paulatina.

Los precios por el servicio son variables, oscilando entre los 50 a los 150 pesos más los servicios adicionales que se pidan.

Reportera especializada en el área de negocios en la Comarca Lagunera desde 1993 a la fecha, tiempo en el cual se han entrevistado a empresarios de varios sectores productivos, de instituciones educativas, investigadores y de gobierno relacionados con el sector empresarial regional. El acercamiento con asociaciones civiles y ecológicas han abierto una puerta para publicar sus actividades que realizan en bien de las comunidades y de la sociedad lagunera, al igual que el desarrollo de productos artesanales y con valor agregado para su comercialización dentro y fuera del país.